Archivo de la categoría: Historias

El panadero que batió a McDonald’s

Este italiano obligó al gigante de la comida rápida a cerrar uno de sus establecimientos, al abrir a su lado una tahona y quitarle los clientes
IRENE HDEZ. VELASCO. Corresponsal

ROMA.- Aleluya, ha ocurrido un milagro. Un humilde panadero italiano de 35 años llamado Luigi Digesù ha conseguido la hazaña de humillar públicamente al gigante mundial de la comida rápida. Trágate esa, McDonald’s.

Digesù, que rápidamente ha sido elevado a los altares por los seguidores del movimiento antiglobalización, tuvo hace cuatro años la osadía de abrir una pequeña panadería justo al lado del inmenso local del rey de la hamburguesa en Altamura, una localidad del sureste de Italia en la que viven 65.000 personas. Y, entonces, sucedió: poco a poco, los apabullantes 550 metros cuadrados de McDonald’s se fueron vaciando de gente.

Hasta el punto de que el gigante de la comida rápida se ha visto obligado a echar el cierre y a irse de Altamura con la cabeza baja. La respetable clientela prefería el pan regado con buen aceite de oliva y condimentado con exquisitas aceitunas y jugosos tomates maduros que despacha Luigi Digesù en vez de las insípidas hamburguesas del payasito de McDonald’s acompañadas de patatas congeladas.

De nada sirvieron las operaciones de marketing puestas en marcha por la compañía de comida rápida, las estrategias comerciales ideadas por los cerebros de la multinacional de la hamburguesa, las promociones, los descuentos o el cambio de director con el que el McDonald’s de Altamura intentó contrarrestar la ofensiva del panadero Digesù. Al final, los responsables del negocio tuvieron que tragarse su orgullo y admitir que habían sido derrotados por la sabiduría gastronómica de un sencillo panadero.

«Sólo ahora que el McDonald’s ha cerrado me doy cuenta de que he vencido», confiesa Digesù a EL MUNDO. «Pero la verdad es que cuando abrí la panadería nunca me planteé competir con un coloso como McDonald’s. Al lado del establecimiento de comida rápida había un pequeño local y a mí me pareció que era un buen sitio para abrir mi negocio, eso es todo», añade con modestia.

El McDonald’s iba entonces viento en popa, y a nuestro héroe ni se le pasaba por la cabeza que pudiera aspirar siquiera a hacerle sombra. «Era un gran éxito. Venían a Altamura chavales de otras localidades sólo para comer las hamburguesas del McDonald’s.Normal: era una novedad y los muchos chicos que habían visto en la tele la comida rápida querían probarla», afirma Luigi.

Pero la multinacional estadounidense, que estaba convencida de que Altamura podía ser el punto de lanzamiento para expandirse por todo el sur de Italia, no contaba con el buen hacer de Luca Digesù, quinta generación de una noble estirpe de artesanos del horno.

«Mi padre, mi abuelo, mi bisabuelo y mi tatarabuelo fueron todos panaderos. Para hacer el pan se necesita tiempo, dejar que la levadura haga su trabajo», sentencia el maestro, revelando la receta de su éxito. «Y después hay que amasarlo con las manos, porque las máquinas no lo hacen igual. Y luego se debe cocer en horno de leña, y usar leña de encina».

Una vez pasada la novedad, los habitantes de Altamura empezaron a desertar poco a poco de la BigMac y a decantarse por los deliciosos productos de Digesù. Sobre todo por su afamada foccacia, un pan blando y esponjoso que el panadero sirve condimentado con un excelente aceite de oliva, aceitunas de la región y unos buenos tomates frescos. No en vano la calidad siempre ha sido el arma secreta que Digesù ha esgrimido en su guerra particular contra McDonald’s.

El McDonald’s estaba cada día más vacío y desolado, mientras la pequeña panadería se llenaba todos los días a la hora del almuerzo de estudiantes y oficinistas a los que no les importaba hacer cola con tal de poder hincarle el diente a una pizza con setas cardoncello, especialidad de la zona. Y, casi simultáneamente, se produjo la afrenta final contra McDonald’s: muchos clientes compraban la comida en la panadería y luego se iban a degustarla a una de las mesas vacías de la hamburguesería.

Hasta que, finalmente, la multinacional tiró la toalla y en diciembre, con nocturnidad y alevosía, desmontó el negocio. Cuando Digesù acudió a abrir las puertas de su panadería se dio cuenta de que el McDonald’s había desaparecido y que la ‘M’ gigante con que se publicitaba había sido desmontada. «Hay quien vaticina que, algún día, el mundo entero comerá las hamburguesas de McDonald’s.Yo no lo creo, y desde luego no las comeré. Sólo una vez entré allí, y la verdad es que no me gustó nada su comida», dice.

LO DICHO Y HECHO

«Sólo una vez he comido en un McDonald’s, y la verdad es que no me gustó nada»

1970: Nace en Altamura, una localidad italiana de la región de La Puglia. 1999: Abre, junto a su hermano Giuseppe, su primera panadería. 2001: En mayo, McDonald’s desembarca en Altamura, abriendo un local de 550 metros cuadrados en la céntrica Plaza Zanardelli. En septiembre, Luca y Giuseppe abren una segunda panadería justo en el local contiguo. 2005: El McDonald’s de Altamura echa el cierre por falta de clientela.

http://www.elmundo.es/2006/01/10/ultima/1913077.html

Deja un comentario

Archivado bajo Historias

Entrevista a Steve Jobs en el 95

Me encuentro en Alt1040 una referencia a una entrevista que le hicieron a Steve Jobs en el 95. Me decidí a leerla toda y la verdad es que esta muy buena. Acá pongo lo que mas me llamo la atención, y lo que pude traducir. también esta la parte que le gusto a Eduardo Arcos que esta excelente

Steve Jobs hablando de las computadoras en la educación

Pregunta: Algunas personas dicen que la tecnología es la manera de cambiar la educación.

Steve Jobs: No creo en eso absolutamente. Yo he trabajado mucho para que todas las escuelas tuvieran computadoras, y esto me convenció que de ninguna manera, los computadores son la cosa más importante. Lo mas importante es una persona. Una persona que incita tu curiosidad y alimenta tu curiosidad; y las máquinas no pueden hacerlo de la misma forma que puede la gente. Los elementos del descubrimiento están todo alrededor de ti. No necesitas una computadora.
Necesitas a una persona. Especialmente con el estado actual de las computadoras. Las computadoras son muy reactivas pero no son proactivas; no son agentes. Son muy reactivas. Lo qué necesitan los niños es algo más proactivo. Necesitan una guía. No necesitan a ayudantes.

Steve Jobs hablando de las personas con las que trabajo en los inicios de Apple.
Si estudias estas personas un poco más, y en especial en la epoca de  los años 70 y los años 80, encontraras que las mejores personas en computadoras habrían sido normalmente poetas, escritores y músicos. Casi todos eran músicos. Muchos de ellos eran poetas por otro lado.

Entraron a las computadoras porque era algo fresco y nuevo. Era un nuevo medio de expresión para sus talentos creativos. Las sensaciones y la pasión que las personas pusieron en él, eran totalmente indistinguibles de las de un poeta o un pintor. Muchas de estas personas eran introspectivas, y se imaginaban como su trabajo influiría en la gente o en el resto de la humanidad

Ellos amaban los productos que hacían y esto se vio reflejado en todos los productos. Es difícil de  explicar.

Steve Jobs de lo que se necesita para ser un emprendedor de éxito. Perseverancia.
Estoy convencido que la mitad de lo que separa a los emprendedores con
éxito y los que no tienen éxito es la pura perseverancia. Es tan
difícil, pones tanto de tu vida en esto, hay momentos tan duros en que
la mayoría se da por vencida, no los culpo, es muy difícil y consume
gran parte de tu vida. (…) A menos que tengas mucha pasión en lo que
haces no vas a sobrevivir, vas a darte por vencido.

2 comentarios

Archivado bajo •••, Citas y Frases, Consejos, Creatividad, Educacion, El Emprendedor, Historias, Misiones y Visiones, Organización de Empresas

Sala de Cine que da una lección de Adaptación y Reinvencion

Me encontré de casualidad, una nota en Meriestation (Web de Videojugos) sobre una Sala de Cine, que en vez de poner película, a adaptado la sala, para que las personas jueguen videojuegos en modo multijugador.

En casa silla ponen pantallas planas de 17 pulgadas, con controles y todo. En la pantalla gigante, colocan lo que ve cualquiera de los jugador, como los que van en la primera posición, o donde hay mas acción.

Genial, realmente genial, a eso se le llama reinventarse. Seguro estoy que no han dejado de mostrar películas, o quien sabe, pero ha eso se le llama reinventarse y darla a los clientes lo que quieren.

La cuestión es esta. Tu tienes un producto, x producto. Pero equivocado estas, si piensas que tu eres la persona indicada para decir para que se debe utilizar. No señor, eso no se hace. El que realmente, debe decidir que hace con tu producto NO eres tu, es el mercado, cualquier mercado. Y de esto hay cientos de casos. El computador, es el mas claro ejemplo. El cliente es el que decide para que utiliza el producto. Punto.

Pero para que se den este tipo de innovaciones, se deben cumplir ciertos requisitos. El mas importante, es que debe de existir un emprendedor obsesionado. Después esta el ambiente de informalidad, para darle confianza al emprendedor de dar este tipo de ideas. De seguro hay mas cosas, pero estas son las mas importantes. Wahoo.. Genial idea.

Deja un comentario

Archivado bajo El Emprendedor, Historias

Quiero Toda la Tierra Más El 5% – Intrigante texto sobre el poder de los bancos en nuestras vidas

Me encontré este texto en el meneame, y la verdad es que me a dejado pensando un rato. El una alegoría sobre como funciona la banca y la economía en nuestra vida, pero con un intrigante y  desconcertante reflexión. La tendre que volver a leer varias veces. Lo coloco aca por que el link original a caducado (geocites) y solo se puede acceder por el cache de google.

Texto, aunque relativamente largo, vale la pena.

Fabian se entusiasmaba mientras ensayaba una vez más su discurso para la muchedumbre que se presentaría mañana. Él había deseado siempre prestigio y poder y ahora sus sueños iban a ser realidad. Él era un artesano que trabajaba con plata y oro, haciendo joyería y ornamentos, pero estaba descontento con tener que trabajar para vivir. Él necesitaba entusiasmo, un desafío, y su plan estaba listo para comenzar.

Por generaciones la gente utilizó el sistema del trueque. Un hombre mantenia a su propia familia proporcionando todas sus necesidades o bien se especializaba en un comercio particular. Los bienes excedentes de su propia producción, los intercambiaba o por los excedentes de otros.

El día del mercado había sido siempre ruidoso y polvoriento, sin embargo la gente deseaba los gritos y los saludos, y disfrutaba especialmente el compañerismo. Solía ser un lugar feliz, pero ahora había demasiada gente, demasiados discutiendo. No había tiempo para charlar – se hacía necesario un sistema mejor.

Generalmente, la gente había sido feliz, y gozó de los frutos de su trabajo.

En cada comunidad un gobierno simple había sido formado para cerciorarse de que las libertades y los derechos de cada persona fueran protegidos y que no se forzara a ningún hombre hacer cualquier cosa contra su voluntad por ningún otro hombre, o cualquier grupo de hombres.

Éste era el único propósito del gobierno y cada gobernador era apoyado voluntariamente por la comunidad local que lo eligió.

Sin embargo, el día del mercado era un problema que no podían solucionar. ¿Valía un cuchillo una o dos cestas de maíz? Valía una vaca más que un carro… etcétera. A ninguno se le ocurría un sistema mejor.

Fabian había anunciado, “tengo la solución a nuestros problemas del trueque, e invito todos a una reunión pública mañana.”  

El día siguiente sobre un escenario en la plaza de la ciudad, Fabian explicó a todos el nuevo sistema que él llamó “dinero”. La idea sonaba bien. “¿cómo vamos a comenzar?” preguntó la gente.

“el oro que uso en ornamentos y joyería es un metal excelente. No se deslustra ni se enmohece, y durará muchos años. Fundiré un poco de mi oro en monedas y llamaremos a cada moneda “un dólar”.

Él explicó cómo trabajarían los valores, y que ese “dinero” sería realmente un medio para el intercambio – un sistema mucho mejor que el trueque.
Sigue leyendo

2 comentarios

Archivado bajo Artículos externos, ••••, Buenas Notas, Capitalismo, Historias, Politica, Tener en Cuenta

Niños Empresarios

Me encuentro dos [1, 2] artículos en el Meneame, sobre una practica que se esta haciendo en USA. Se trata de niños empresarios y instituciones que están apoyándolos. La verdad reveladora y estimulante este tipo de notas. La verdad no tenia ni idea que esto tipo de iniciativas existieran. Pulsa aca para ver las dos notas de las que hablo. Sigue leyendo

24 comentarios

Archivado bajo Aprendizaje, Artículos externos, ••••, Capitalismo, El Emprendedor, Historias, Talento Humano, Tener en Cuenta

Locuras de Jóvenes Publicistas

Genial nota en eTc un blog de marketing, donde cuenta historias de jóvenes publicistas, que han hecho cosas geniales para conseguir un puesto en una agencia de publicidad. La verdad historias geniales y sorprendentes.

Acá pongo las notas que mas me gustaron.

Otro (de los que más me sorprendió) envió un tarro con semen y una nota que decía “la publicidad me pone”. Este osado consiguió un contrato en prácticas en la agencia.

Ramón Ollé, director de planificación de Grey Iberia, se sorprendió cuando abrió un sobre y se encontró 30 euros. El dinero venía acompañado de una nota que decía: “Me apuesto 5.000 pelas a que no me contratáis”. Le llamaron de inmediato, era una chica que ya había conseguido trabajo gracias a su estrategia, y no sólo eso, sino que todas las agencias a las que envió el dinero le llamaron.

Olga Barroso, directora de capital humano de Tapsa, receibió un día un anónimo que decía: “Tenemos secuestrada a una publicista. Si no la entrevistan en una semana la enviaremos en pedazos al Burger King. Adjuntamos su currículum. Sigan las indicaciones y todos saldremos ganando”. En la foto del currículum, la chica aparecía amordazada y el papel estaba salpicado con unas manchas rojas simulando sangre.

A la misma agencia llegó un día un cerebro en formol. En una nota adjunta ponía: “Quien desea llegar lejos, empieza por entregarse al máximo”.

Otra historia para contar es la de Ángelo Palma, hoy director creativo de SCPF, que recuerda que él le envió una lata a Tony Segarra con una nota que decía “sólo quiero respirar un poco de aire de tu agencia”. Así empezó como becario hace nueve años.

Deja un comentario

Archivado bajo Campañas de Publicidad, Historias, Marketing

Historia – Pequeños grupos de 45 empleados para mejorar la creatividad de una Empresa

Perct Barnevik es el presidente de ABB, el gigante de la electrónica con capital suizo y sueco. Su padre, Einar, tenía una pequeña imprenta en Uddevalla, en la costa oeste de Suecia. Percy se crió en esa imprenta. A menudo, al salir de clases, iba a ayudar a su padre y a los dose empleados . 30 años después, Barnevik dirige ABB, una de las principales empresas del planeta, con cerca de 220.000 empleados en el mundo. En los 10 años que lleva como presidente de la empresa, se ha propuesto dividir en 5000 unidades más pequeñas, con una media de 40 a 45 empleados por unidad. Quería recrear el ambiente de la imprenta de su padre. Al final, 1400 de esas unidades se convirtieron en empresas por derecho propio. Barnevik comenta que , de no ser por el papeleo, las hubiese convertido a todos en entidades diferenciadas.

¿Por qué dedicó Barnevik tantos años a pensar la organización de su empresa? Al fin y al cabo, eso supuso una enorme carga de trabajo. Tuvo que cambiar el sistema de retribuciones, modificar el presupuesto y varía cada parte, por insignificante que fuera, de una de las empresas más grandes del mundo. Para él, la explicación es sencilla: todos los productos, servicios, diseños o tecnologías que pueda comercializar ABB podría ser copiados por SIEMENS, GE en un par de semanas. Sea, Siemens, GE, Mitsubishi o ABB, la empresa que sea capaz de organizar y dirigir sus operaciones de forma innovadora será la que logre el mejor resultado.

Deja un comentario

Archivado bajo Funky Business, Historias, Management, Organización de Empresas, Talento Humano